Ingreso mínimo vital: del ruido burocrático al silencio administrativo

Una persona sin hogar en una sucursal bancaria del Paseo de la Castellana. David F. Sabadell

Sarah Babiker. elsaltodiario.com.- A tres meses de que se comenzaran a presentar las solicitudes, la lentitud de la tramitación y la incertidumbre ante el silencio de la administración, ha obligado al gobierno a anunciar algunas medidas. Las entidades insisten en la necesidad de simplificar los procesos y reclutar el personal necesario para procesar todas las solicitudes pendientes.

Renta Básica de las personas Iguales, mucho más que el I.M.V.

Renta Básica

Emiliano de Tapia Pérez.- Comienzo desde la experiencia para poder hablar y reflexionar desde la realidad que vivo y así poder entender mucho mejor la afirmación de la que estoy partiendo y que forma el título de este artículo.

Comparto mi vida desde hace muchos años con personas que salen de la cárcel, que vienen de situaciones difíciles en la calle o marcadas por cualquiera de las causas que genera empobrecimiento en una sociedad de desigualdad y exclusión como la que nos está determinando.

Recursos y autonomía para todas: Un manifiesto feminista por la Renta Básica

ImagenEl movimiento feminista tiene una capacidad valiente, incontestable para hacer avanzar la historia, por más que ahora y siempre haya tenido que enfrentar la reacción de quienes no quieren que nada cambie. Los feminismos impugnan la desigualdad y la opresión y cuestionan cada una de las estructuras que condenan a las mayorías sociales a una vida devaluada para sostener los privilegios de unos pocos.

Las redes vecinales desmontan en Cibeles el mito de Almeida: “Los servicios sociales no cogen el teléfono”

Imagen elsatodiario.com. Autor: Álvaro Minguitoelsaltodiario.- Las redes vecinales exigen frente al Ayuntamiento que el alcalde Martínez-Almeida garantice la alimentación de las 50.000 personas atendidas por las despensas solidarias. Ante la falta de apoyo institucional y el desgaste de estas iniciativas de apoyo mutuo, miles de personas podrían quedarse este verano "varadas en tierra de nadie, sin recursos para alimentarse”.

Antes de la “neurosis de guerra” provocada por el coronavirus, la salud mental ya era un problema colectivo

Hospital Miguel Servet. Foto: Pablo Ibáñez (AraInfo).arainfo.org.- El abandono bajo el pretexto del riesgo de contagio, la sobremedicación, las incapacitaciones y la psicologización de los problemas colectivos así como el refuerzo de la desidia de las adicciones serán algunas consecuencias si no se refuerza la salud mental como un servicio esencial.

Páginas

Suscribirse a Renta Básica de las Iguales RSS