La Plataforma por la Renta Básica denuncia la operación de propaganda de la Junta y el desprecio a la Iniciativa Legislativa Popular

Solapas principales

Enviar por correoEnviar por correo

fotoLa Plataforma por la Renta Básica manifiesta a toda la ciudadanía extremeña su indignación por las maniobras del Gobierno del PP para evitar la implantación en nuestra comunidad de una auténtica Renta Básica. En los últimos tres días hemos vivido un vodevil bochornoso cuyo único fin ha sido impedir que la Iniciativa Legislativa Popular avalada por 26386 extremeños pueda debatirse en el Parlamento autonómico.

El desprecio a la voluntad ciudadana se ha escenificado magníficamente entre el viernes 11 y el lunes 14 de enero. En la mediodía del viernes 11 se cerraba una reunión de los tres grupos parlamentarios (el PP, también) con la Plataforma por la Renta Básica. La propuesta de encuentro había surgido tanto del PSOE como de IU. Pero la sorpresa es que bastaron tres horas, según testimonio de algunos de los convocantes, para que empezaran las presiones y maniobras desde “arriba”, desde el Gobierno del PP, encaminadas a hacer imposible la reunión fijada o, en su defecto, vaciarla de contenido. Eso explica que la Mesa de la Asamblea se anticipara al lunes por la mañana y que, a velocidad supersónica, apareciera un borrador del Proyecto de Ley de la Junta de Extremadura con publirreportaje incluido. El objetivo era claro: imposibilitar que los grupos parlamentarios asumieran la ILP ciudadana, tal y como habían anunciado dos de ellos a través de los medios de comunicación el mismo viernes.

La Plataforma por la Renta Básica, ante los hechos acaecidos, manifiesta:

1. Su repulsa ante el desprecio a la ILP que ha demostrado el Gobierno del PP en Extremadura. Ni el Gobierno ni su grupo parlamentario se han dignado respondernos a la solicitud de reunión que presentamos el día 26 de diciembre. De un plumazo, tiran la voluntad de más de 26000 extremeñ@s a la basura. Para que se tenga una idea aproximada del esfuerzo ciudadano realizado basta con esta comparación: como es sabido, para presentar una ILP a nivel estatal se exigen 500.000 firmas; pues bien, el número de firmas recabadas avalando la ILP por la Renta Básica en Extremadura equivaldría a haber presentado en España 1.440.000 firmas. Con el refrendo alcanzado se multiplicaría por tres las firmas que habríamos necesitado en comunidades como Cataluña, Madrid, Andalucía, Galicia y Murcia. En cualquier Comunidad Autónoma habría superado el número exigido. Estamos convencidos que el pueblo extremeño no va a perdonar la chulería de quienes maltratan así una iniciativa nacida en la intemperie, al margen de los grandes partidos, corporaciones, patronales y sindicatos. Ni la complicidad de quienes, por acción u omisión, contribuyan a este abuso de poder.

2. El anuncio del borrador de Proyecto de Ley es una operación de autopropaganda, que no incluye ningún dato nuevo sobre lo que viene manifestando el gobierno regional, ni en cuanto al número de beneficiarios ni en cuanto a los requisitos. El PP no quiere una Renta Básica como derecho ciudadano sino un salario de pobres, unas AISES mejoradas que, como se ha demostrado reiteradamente sólo sirven como instrumento de estigmatización de la pobreza. Hablan de una renta de inserción, como si el problema que tienen las 167.000 personas paradas en Extremadura fuese un asunto de desadaptación social o de falta de formación. Nos quitan el trabajo y encima quieren que nos sintamos culpables por ello.

3. Que se dejen de mentir: Sí hay dinero para la Renta Básica, lo que no tienen es voluntad. La mejor prueba de lo que afirmamos son sus propias afirmaciones: cambian de criterio cada dos por tres en cuanto a las cantidades a dedicar a la Renta Básica, demostrando con sus malabarismos una falta enorme de respeto a los parados, precarios y gentes empobrecidas de Extremadura. Tres ejemplos de su ausencia de rigor:

· En los Presupuestos Generales de Extremadura del 2012 se incluyeron 80 millones para una “renta básica de inserción”, con cargo a la Deuda Histórica. Al final, son sólo 20 millones los que han aparecido. Y sin embargo en los PGEX del 2013 se reduce de los 80 millones a los 13 millones. O sea, que de los 80 millones iniciales se ha reducido, sumando las cantidades de 2012 y 2013, a un total de 33 millones de euros disponibles. En el mejor de los casos, se han esfumado ya misteriosamente 47 millones de euros comprometidos para la Renta Básica.

· Los empleados públicos han cobrado la paga extra (80 millones) con cargo a los dineros recobrados por la sentencia del Impuesto Bancario (240 millones). Nos parece bien. Pero ayer le preguntamos a los grupos parlamentarios qué parte de ese dinero iba a destinarse a la Renta Básica. Tuvimos por respuesta un espeso silencio.

· Hablan del número de perceptores con una frivolidad apabullante. De los 12000 ó 14000 beneficiarios posibles de los que se hablaba en octubre se ha pasado ahora a una cifra que oscila entre los 3500 y los 5000.

4. El colmo es que prevean empezar a aplicar la Renta de inserción en septiembre. Nos parece un insulto a las miles de familias que se encuentran en una situación desesperada. Exigimos la tramitación de la Renta Básica por la vía de urgencia.

5. Les decimos No. No en nuestro nombre, no con nuestro silencio. La ILP ha nacido y ha crecido en la calle. No vamos a permitir que se cisquen en la voluntad de las personas que han firmado en las oficinas de empleo, en los mercadillos, en las movilizaciones populares. De la ILP ha nacido un movimiento social por la Renta Básica y por los derechos sociales que va a seguir en la calle, en las puertas del INEM y en las barriadas, pero también frente a los cómodos despachos de quienes arruinan la vida de la gente. La movilización por la Renta Básica continúa. Anunciamos que el día 2 de febrero, sábado, celebraremos una Asamblea de todos los colectivos y núcleos por la Renta Básica en Extremadura para hacer balance de la ILP y, sobre todo, para establecer una estrategia de lucha ante la nueva situación. A esta Asamblea de la Plataforma por la Renta Básica asistirán José Iglesias, economista y veterano luchador por la RB y Manolo Sáez, de la Coordinación de Baladre